El impacto del Covid-19 en el comercio mundial perturba al sector de Transporte de Mercancía

comercio covid
5 junio, 2020

El impacto del Covid-19 en el comercio mundial perturba al sector de Transporte de Mercancía.

La pandemia ha provocado un desequilibrio entre la demanda y la oferta a nivel mundial que afecta al sector de transporte de mercancía, creando nuevos riesgos que deben abordarse.


Las medidas de contingencia en todo el mundo para limitar la propagación del Covid-19 están cambiando drásticamente la dinámica del transporte de mercancías. Dado que gran parte de los comercios continúan cerrados, los inventarios se acumulan y no se solicitan nuevos envíos, por ejemplo: los comercios intentan resolver el problema cancelando una parte o la totalidad de los pedidos en la medida de lo posible, posponiendo la llegada o agregando capacidad de almacenamiento. Además, el sector del transporte enfrenta demoras y prohibiciones para entregar bienes en algunas regiones. Para empeorar las cosas, la cuarentena no se implementó en todas las regiones al mismo tiempo. Si bien el destino puede no haberse visto afectado por la pandemia a la salida, puede haber estado en el cierre total a la llegada. Algunas operaciones se vieron obstaculizadas debido al cierre de cruces fronterizos. Como resultado, el sector del transporte enfrenta la acumulación de carga en los puertos y los retrasos en los buques y, más recientemente, el exceso de capacidad ya que el mundo está entrando en recesión.

Además, un colapso de la demanda ha generado un exceso de oferta de petróleo, así como una falta de capacidad de almacenamiento. En algunos lugares, este combustible inflamable puede almacenarse de manera inapropiada.

El efecto sobre las pólizas de seguro

Desde la perspectiva de los seguros, el mundo del transporte se enfrenta principalmente a un aumento en las reclamaciones relacionadas por demoras y posibles acumulaciones en puertos, embarcaciones y depósitos.

Si bien la demora en sí misma no es un riesgo cubierto según las cláusulas estándar, los aseguradores han estado brindando cobertura de cláusulas de acumulación durante muchos años, de hecho desde los años 70 con el problema de la montaña de mantequilla de la Unión Europea. Las cláusulas de acumulación son una característica de la mayoría de las políticas generales de carga o transporte.

Estas cláusulas ahora pueden ser necesarias y los aseguradores pueden enfrentar una mayor exposición. “El mayor riesgo para el mercado de carga parece ser la mayor cobertura de gastos que el mercado ha permitido en los últimos años. Aquí podemos centrarnos en gastos de reenvío, gastos adicionales y gastos de envío, a veces incluidos en las extensiones de tipo TDI (Time Definite International)”, señala el el Joint Cargo Committee (JCC) que representa los intereses de quienes suscriben riesgos de Transporte de Mercancía en el mercado de Londres.

Las cláusulas estándar de las Cláusulas del Instituto de Carga (A) (ICCA) excluyen el retraso bajo la cláusula 4.5, pero incluyen los gastos de envío por razones específicas. La duración, la terminación del tránsito y las cláusulas de cambio de viaje brindan la posibilidad de cubrir la carga en caso de que los destinos cambien y se informe a los aseguradores.

“También debemos considerar que no solo los propietarios de carga pagan los costos adicionales por un cambio de destino, los propietarios de barcos también tendrán que financiar parte de los costos”, explica el JCC.

El 17 de abril, el JCC publicó una nueva cláusula sobre enfermedades transmisibles, que excluye “cualquier pérdida, daño, responsabilidad, reclamo, costo o gasto de cualquier naturaleza causada por, contribuida por, resultante de, que surja de o en conexión con una Enfermedad transmisible o el miedo o la amenaza (ya sea real o percibida) de una enfermedad transmisible, independientemente de cualquier otra causa o evento que contribuya simultáneamente o en cualquier otra secuencia a la misma.”

Como resultado de la introducción de las nuevas cláusulas de Enfermedades Transmisibles, todas las partes deberán considerar y acordar qué cobertura es apropiada en el futuro.

Los aseguradores tienen dos opciones hoy: 1) usar una exclusión completa o 2) usar una exclusión alternativa con una recompra limitada. La opción de recompra ofrece una medida de cobertura de gastos en línea con cada redacción de póliza específica. Cada asegurador y cada asegurado tiene una opción y esa opción puede discutirse con los brokers en el momento de la renovación de la póliza. Esto es particularmente importante si se utilizan cláusulas de extensión de congelados y refrigerados. Todas las partes también deben ser conscientes de su deber dentro del clausulado de seguros. Los aseguradores esperarían que los clientes no envíen / acepten envíos si saben que es poco probable que los productos lleguen a su destino previsto.


Mitigando el Riesgo

Las medidas para reducir el riesgo deben incluir planes de contingencia para prepararse para el cierre repentino de las instalaciones y la posible no recepción de carga en el destino final y verificar si es posible buscar destinos alternativos.

Las empresas de transporte también deben utilizar la tecnología del Internet de las Cosas (IoT) en el embalaje de carga para obtener información de ubicación en tiempo real sobre retrasos o desviaciones, lo que permite a la empresa de transporte revisar los requisitos, por ejemplo, para cargas perecederas. Además, los remolques que tienen tecnología GPS integrada pueden permitir rastrear mercancías en tránsito.

Vale la pena mencionar que a los alimentos y a los productos farmacéuticos necesarios para combatir la pandemia se les ha dado prioridad a la capacidad de temperatura controlada durante la pandemia. Por lo tanto, se debe tener en cuenta el tiempo de tránsito adicional para productos perecederos no críticos.

En cualquier caso, es aconsejable organizar una capacidad de almacenamiento alternativa, ya que puede ser que la interrupción de las cadenas de suministro persista durante algún tiempo.

Como es probable que la acumulación de carga en los almacenes aumente el riesgo de robo y crimen organizado, es aconsejable fortalecer la seguridad del almacén y verificar la funcionalidad de las alarmas más regularmente.


Para mayor información contacta a:
Félix Leguízamo | Subdirector Daños
fleguizamo@mx.lockton.com


Descarga el archivo completo aquí

Artículos similares

vacunas covid lockton
Covid Noticias
hospitales covid lockton
Covid Noticias

Directorio hospitalario

Directorio Hospitalario

prestaciones-empleados
Noticias

Individualizar las prestaciones y beneficios a los empleados, un salto redituable

Uno de los valores que más aprecian los empleados en una empresa, tanto al momento de ser contratados como ya siendo parte de la compañía, es la cantidad y calidad

RANSOM… ¿QUÉ? El Cibersecuestro De Datos Con el Código Malicioso Ransomware
Noticias

Ransom ¿qué? El ciber secuestro de datos con el código malicioso Ransomware

La ciberdelincuencia ha expandido en los últimos años –en todo el mundo y México no es la excepción– un modelo ilícito de negocios que aún muchos desconocen: el ransomware. Se trata de un tipo de malware (código malicioso) diseñado para instalarse en un equipo de cómputo, infiltrarse en el sistema informático de una empresa privada o institución pública y encriptar datos sensibles. El objetivo es pedir una cantidad de dinero –en criptomonedas como el bitcoin– a cambio de liberar esa información